​El Liverpool deberá vender para conseguir a su nueva estrella

|


Liverpool (Twitter)


Fuente: Twitter LiverpoolFC


El Liverpool tiene que vender a un total de hasta tres jugadores para poder reunir el dinero suficiente que facilite la llegada del delantero alemán Timo Werner a Anfield Road. Los reds también han padecido los efectos de la crisis económica que ha desatado el coronavirus y asumen que su anhelado futuro crack conllevará sacrificios. Concretamente tres ventas de jugadores que son prescindibles para Klopp.


Según The Athletic la principal fuente de ingresos provendrá del suizo Xherdan Shaqiri, por el que se esperan recaudar 30 millones de libras. También se desea hacer caja con la marcha de dos jugadores actualmente cedidos, el galés Harry Wilson (Bournemouth) y el serbio Marko Grujic (Hertha Berlín).


Así los ingleses esperan recaudar los 60 M€ que les pide cantidad que se destinaría de forma íntegra a la contratación de Werner, ya que es lo que exige el RB Leipzig para traspasar a su delantero. El acuerdo con el jugador es total, así que ahora la pelota está en el tejado de los de Klopp, que lo quiere como alternativa al tridente formado por el senegalés Sadio Mané, el egipcio Mohamed Salah y el brasileño Roberto Firmino.


   ​El español que puede desviar a Klopp de Cabrera